Comentarios Recientes

0

Efemèrides especial 10 de enero de 1985:Lenny Wilkens sìmbolo y entrenador èlite de la NBA


  • Rafael Baldayac | 10-01-2021

 

 

Un ex nueve veces All-Star, fue uno de los jugadores-entrenadores originales en la historia de la NBA. Nunca ganó un título como jugador-entrenador, pero finalmente ganó un título como entrenador de los Seattle Supersonics en los años  1979 y 1994.  Además es uno de los pocos en ingresar al Salón de la Fama como jugador y entrenador.Se convierte en el primero en entrenar en 1,000 partidos de la NBA.

SANTIAGO,REPUBLICA DOMINICANA-.Lenny Wilkens se convirtió en el primer coach en dirigir  en 1,000 partidos  en la NBA cuando su equipo de entonces Seattle SuperSonics derrotó a los Golden State Warriors, 89-86 en un partido celebrado el jueves 10 de enero de 1985.

 

Antes de que Wilkens fuera entrenador, era jugador de la NBA, los St. Louis Hawks lo seleccionaron en la primera ronda en sexto lugar en la general.

 

Como jugador, Wilkens era diminuto en estatura, pero su lista de logros lo convirtió en uno de los gigantes del juego. Su comportamiento reservado contradice sus logros, mientras que su modestia se refleja en su estilo de entrenador: un plan de juego basado en un juego ofensivo y defensivo desinteresado que crea un poderoso trabajo en equipo.

 

Jugó en la NBA de 1960 a 1975, con los Hawks, Seattle SuperSonics, Cleveland Cavaliers y Portland Trailblazers y anotó 17,772 puntos, tuvo 5,030 rebotes y 7,211 asistencias.

 

De manera que como jugador fue nueve veces All-Star, y MVP del All-Star Game en 1971. Fue incluido en el 50 aniversario de la NBA All-Time Team y su no. 19 camisetas fueron retiradas por los SuperSonics.

 

Es importante citar después de una carrera en el Salón de la Fama como uno de los grandes creadores de juego en la historia del baloncesto, Lenny Wilkens se volvió como entrenador y llevó a sus equipos a más victorias que cualquier otro entrenador en la historia de la NBA cuando se retiró (Don Nelson superó a Wilkins en 2010).

 

JUGADOR-ENTRENADOR DE LOS TRAIL BLAZERS DE PORTLAND

 

Wilkens comenzó como coach en 1969 con los SuperSonics, y entrenó con ellos hasta 1972 como entrenador de jugadores, y en su única temporada como jugador con Portland, fue jugador-entrenador.

 

Se retiró del juego en 1975 y fue el entrenador de tiempo completo de los Trail Blazers por una temporada más.

 

Después de una temporada sin ser entrenador, nuevamente se convirtió en entrenador de los SuperSonics cuando reemplazó a Bob Hopkins, quien fue despedido 22 juegos en la temporada 1977-1978 después de un pésimo comienzo de 5-17.

 

Los SuperSonics ganaron 11 de sus primeros 12 juegos con Wilkens, llegaron a los playoffs y finalmente llegaron a las Finales de la NBA de 1978 antes de perder en siete juegos ante los Washington Bullets.

 

Entrenó en Seattle durante ocho temporadas (1977-1985), ganando su único Campeonato de la NBA y el de Seattle en 1979.

 

Luego fue entrenador de Cleveland (1986–1993), Atlanta (1993–2000), con Atlanta ganó el Entrenador del Año de la NBA en 1994, Toronto (2000–2003) y Nueva York (2004–2005).

 

El miembro del Salón de la Fama fue nombrado entrenador en jefe de los New York Knicks el 15 de enero de 2004. Después del lento comienzo de la temporada 2004-2005 de los Knicks, Wilkens renunció al equipo el 22 de enero de 2005.

 

Durante la temporada 1994-95, Wilkens ganó el juego 939 de su carrera, superando el récord del legendario entrenador en jefe de los Boston Celtics, Red Auerbach. Ese año obtuvo el premio de dirigente del año.

 

Además fue el primer entrenador en registrar 1,000 victorias en su carrera y se retiró con un récord de 1,332  juegos ganados  y 1,155  perdidos. 

 

Tuvo la mayor cantidad de victorias de todos los tiempos en la NBA hasta que el entrenador de los Golden State Warriors, Don Nelson, superó el récord en la temporada 2009-2010.

 

Wilkens está en el Salón de la Fama como jugador y como entrenador, y es sólo uno de los tres jugadores en ganar ese honor; los otros dos son John Wooden y Bill Sharman. Fue admitido como jugador en 1989 y entrenador en 1996.

 

Wilkens ganó una medalla de oro entrenando al equipo de baloncesto de EE. UU. En los Juegos Olímpicos de 1996 y fue nombrado uno de los 50 mejores jugadores y los 10 mejores entrenadores en la historia de la NBA en 1996, y es el único jugador en ambas listas.

 

MAS DE 2,000 PARTIDOS COMO COACH RÉCORD DE LA NBA.

 

Wilkens, miembro del Salón de la Fama,  dirigió su  juego número 2.051, 17 de marzo de 1999,

 

La fórmula de Wilkens ha tenido éxito incluso más allá de sus sueños. El 6 de enero de 1995, en su 22a temporada de la NBA como entrenador en jefe, Wilkens se convirtió en el entrenador con más victorias en la historia de la NBA, logrando su victoria número 939 como entrenador para superar la 938 de la leyenda de los Boston Celtics, Red Auerbach.

 

La victoria histórica se produjo cuando los Hawks de Wilkens derrotaron a Washington 112 -90 en el Omni de Atlanta, con Auerbach a mano.

 

Wilkens alcanzó otro hito el 1 de marzo de 1996 cuando sus Hawks derrotaron a los Cleveland Cavaliers 74-68, convirtiéndolo en el primer entrenador en la historia de la NBA en registrar 1,000 victorias en la temporada regular de la NBA. Después de 30 temporadas como entrenador en jefe de la NBA, Wilkens dejó el banco y su última parada fue con los Toronto Raptors en la campaña 2002-03.

 

Había entrenado 2,046 juegos de temporada regular, 164 juegos de playoffs y cuatro NBA All-Star Games, lo que lo convirtió en el único entrenador en jefe en la historia de la NBA con más de 2,000 juegos en su haber.

 

Solo estuvo detrás de Connie Mack (53 años) y John McGraw (33) de la Liga Nacional de Fútbol Americano y George Halas (40), Curly Lambeau (33) y Don Shula (33) de la Liga Nacional de Fútbol durante el período más largo como entrenador en jefe en un importante liga deportiva profesional.

 

Entre sus trofeos como entrenador se encuentran un campeonato de la NBA de 1979 con los Seattle SuperSonics y un premio al entrenador del año de la NBA en 1994 con los Atlanta Hawks. 

 

 

MIEMBRO DEL SALÓN DE LA FAMA DEL BALONCESTO NAISMITH

 

Estos logros y otros a menudo eclipsan sus igualmente impresionantes hazañas como jugador. En 15 temporadas como base 6-1 para los St. Louis Hawks, Seattle SuperSonics, Cleveland Cavaliers y Portland Trail Blazers, Wilkens acumuló 17,772 puntos, 7,211 asistencias y nueve viajes al Juego de Estrellas de la NBA.

 

Por sus hazañas en la cancha, Wilkens fue elegido miembro del Salón de la Fama del Baloncesto Naismith Memorial en 1988.

 

Por lo general, un jugador y entrenador con el notable historial de Wilkens atraería una considerable atención de los medios. Sin embargo, a pesar de su tremendo éxito como jugador y entrenador, Wilkens no ha logrado la fama que se le otorga a otros grandes de la NBA. 

 

SUMA SEIS DÉCADAS EN EL BASKET PROFESIONAL

 

Está en el baloncesto profesional desde hace más de seis décadas cuando los St. Louis Hawks lo seleccionaron en la primera ronda del Draft de la NBA de 1960. Incluso entonces no estaba seguro de querer jugar en la NBA. No vio su primer partido de la NBA hasta después de haber sido reclutado. 

 

Después de asistir a un enfrentamiento Celtics-Hawks, decidió que podía jugar mejor que los guardias de los Hawks que vio en la cancha. Entonces Wilkens fue al campo de entrenamiento y, efectivamente, se ganó un lugar en la alineación titular.

 

Anotó 11,7 puntos por partido como novato, cuarto en el equipo detrás de Bob Pettit, Cliff Hagan y Clyde Lovellette. Los Hawks ganaron el título de la División Oeste y avanzaron para enfrentarse a los Boston Celtics en las Finales de la NBA de 1961, que perdieron en cinco partidos.

 

Durante los 15 años de Wilkens como jugador en la NBA, anotó 17,772 puntos para un promedio de 16.5 puntos por partido y entregó 7,211 asistencias. 

 

Se encuentra entre los líderes de todos los tiempos en asistencias, partidos jugados, minutos jugados y tiros libres realizados. El nueve veces All-Star también fue el MVP del clásico de mitad de temporada de 1971 en San Diego.

 

Después de retirarse como jugador en 1975, Wilkens se quedó con los Blazers para entrenar una temporada más, guiando a un equipo dirigido por Bill Walton a un récord de 37-45 en 1975-76. Después de esa campaña, Portland reemplazó a Wilkens con Jack Ramsay, quien se convertiría en el entrenador más exitoso en la historia de ese equipo.

 

Wilkens regresó a Seattle en mayo de 1977 como director de personal de jugadores. Pero 22 juegos en la temporada 1977-78, con los Sonics en 5-17 bajo Bob Hopkins, Wilkens asumió el rol de entrenador en jefe. 

 

 

 

 

 

 


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

MÁS CONTENIDO EN BÁSQUETBOL

Ir arriba