Comentarios Recientes

0
Ramón Cáceres Almonte

Ramón Cáceres Almonte


Orientación con las estrellas, es fácil


  • 21.04.2021 - 12:00 am

En una noche estrellada la polar nos indica el norte, de hecho siempre ha sido así en nuestro hemisferio norte. Cristóbal Colon-por ejemplo- en 1492 ,usó esta estrella para asegurarse de que su brújula funcionaba, de hecho descubrió la variación magnética sin darse cuenta cuando su instrumento no coincidía con el Norte…hoy día sabemos que el Norte Geográfico y el Norte Magnético no coinciden para todos los países llamándose “variación Magnética” a dicha diferencia.

También, la constelación Orión nos dice hacia donde queda el Sur y el Norte si trazamos una línea desde su cinturón hacia su cabeza, nos señala el norte. Pero, si Orión no está en el cielo y la estrella Polar no se ve, ¿cómo me oriento?

Muy fácil: Clave dos estacas-4 pies de altura- en el suelo, una más alta que otra, de tal suerte que por la puntas de ambas se localice una estrella cualquiera, rozando ambas puntas…espere unos 5 minutos y observe la dirección hacia donde se ha movido la estrella. Si la misma se movió hacia arriba no dude en afirmar que el este queda hacia esa dirección, sucede lo contrario si estaba mirando hacia el oeste. En caso de la estrella haberse movido a su izquierda, usted estaría mirando hacia el norte, sucediendo lo contrario si miras hacia el sur…Es fácil.

Pero, aparte de orientarnos,¿ podríamos saber la hora con las estrellas?

VEAMOS LA HORA CON LA OSA, CUYAS DOS ESTRELLAS PRINCIPÀLES QUE APUNTAN LA POLAR, CONFORMAN LA AGUJA HORARIA.

Como la Tierra completa una vuelta cada 23 horas y 56 minutos, el reloj estelar adelanta 4 minutos cada día o, lo que es lo mismo cada 15 días adelanta 1 hora, o cada mes 2 horas.

El 7 de marzo, a las 12 de la noche, nuestro reloj estelar marca las 0 horas, fecha en que coincide. Pero dos semanas después marcará las 0 horas cuando en nuestro reloj de pulsera aún serán las 23 horas, O LAS 11 DE LA NOCHE.

Ejemplo 1

Imaginemos estamos a 19 de diciembre y que nuestro reloj estelar marca las 20 horas-o sea, las dos estrellas Dubhe y Merak que señalan a Polaris-. Con lo explicado anteriormente habrá que efectuar las siguientes correcciones: contaremos el tiempo que ha transcurrido en el calendario desde el 7 de marzo, y restaremos a la hora de nuestro reloj estelar 2 horas por cada mes, 1 hora por cada medio mes y 4 minutos por cada día.

De este modo obtenemos: han transcurrido 9 meses y 12 días, o sea que el desfase es de 9x2=18 horas, y 12x4=48 minutos, que restamos de las 20 horas leídas, resultando que es la 1 de la mañana y 12 minutos, hora solar. 

Ejemplo 2

El 7 de Junio el reloj estelar marca las 2 de la mañana. Como han transcurridos 3 meses desde el 7 de marzo, restamos 3x2=6 horas a la hora leída, por lo que son las 20 horas en horario solar en nuestro reloj de pulsera.

Con lo visto, concluimos que el reloj estelar nos da una hora aproximada, ya que en los cálculos hemos considerado todos los meses con la misma duración. Para ser exactos deberíamos haber contado los días transcurridos y multiplicar por los 4 minutos diarios de adelanto. 

También influye la posición geográfica del observador respecto del meridiano de Greenwich. Por cada grado de longitud hay que corregir 1 minuto, sumándolo si es al Oeste de Greenwich (que es nuestro caso en RD) y restándolo si es al Este.

En cualquier caso, como la hora no puede ser mayor de 24, si el resultado obtenido fuera mayor, se le restará 24. Recuerde que a valores negativos debe sumar 24 (aplicando ley de signos contrarios ok), también es bueno recordar que la hora civil que usamos es en base a un huso horario ubicado entre dos meridianos, y por ende es una hora común aproximada a la real del Sol, tal es así que muchas veces el Sol está encima de su cabeza que debía ser 12 del día, y realmente es las 12 y 40 minutos en su reloj.


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba