Comentarios Recientes

0
Redacción

Redacción


Por la seguridad ciudadana


  • 24.03.2021 - 12:00 am

Uno de los problemas que más causan preocupación en la población es el de la delincuencia y la criminalidad, en auge en los últimos tiempos, y que mantiene en pánico a la población que cada vez más se siente insegura.

Son muchos los hechos que ocurren a diario fruto de la delincuencia y la criminalidad que ponen de manifiesto un estado de rebelión de los delincuentes y criminales frente a las autoridades y el Marco Jurídico de la nación.     

La situación forma parte integral de la debilidad institucional que caracteriza al Estado dominicano, el cual también se ve afectado no solo por la delincuencia común, sino además por la delincuencia que se practica mediante la corrupción administrativa que debilita y desordena al Estado.  

El Gobierno actual que encabeza Luis Abinader se ha pro­puesto superar ese estado de cosas auspiciando el fortalecimiento de la Justicia mediante la estrategia de la independencia del Ministerio Público, para que la Justicia no se politice y no se haga ineficiente en su combate a la corrupción y a la delincuencia, de modo que se evite el estado de inseguridad ciudadana.

Específicamente, frente a la delincuencia y la inseguridad ciudadana el Gobierno dio a conocer este lunes la fase inicial del Plan Integral de Seguridad Nacional, dirigido al combate de la delincuencia y la criminalidad que afecta a la ciudadanía y en particular a la mujer dominicana, violentada por la delincuencia común y en los últimos tiempos por el feminicidio, como expresión mortal de la violencia de género.

En esta primera fase se proponen acciones operativas para la protección de la mujer, de igual forma se iniciará el desarme de la población que no cuenta con la debida autorización para el uso y porte de armas, así como dotar a los motoristas de chalecos que lo identifiquen, a fin de reducir los hechos delictivos por esa vía. Asimismo se contempla fortalecer y renovar a la Policía Nacional dotándola de equipos y de una plataforma tecnológica para eficientizar su lucha contra la delincuencia, todo ello como parte de la reforma de ese órgano del orden público. 

Esas acciones deben consi­derarse componentes parciales de un Plan que deberá ser presentado junto a una debida conceptualización y una estrategia integral para promover un clima de mayor seguridad ciudadana.

Esa integralidad del plan deberá también contener una estrategia que promueva una mayor cohesión social, contemplando acciones de corte socioeconómica que respondan a la matriz que motiva la conducta delictiva y criminal, con énfasis en programas y proyectos dirigidos a la integración y participación de la juventud de los barrios con menos oportunidades para insertarse en la sociedad de forma normal.

Lo presentado es un esbozo inicial de lo que habrá de ser un conjunto de acciones para restaurar la seguridad ciudadana deseada.

¡Sirva, pues, el Plan presentado como expresión de la voluntad política del Presidente!   


Comentarios

Name of User
Sé el primero en comentar

Ir arriba